Personas e inventos curiosos

Bach
Johann Sebastian Bach (1685-1750) se quedó ciego en los últimos años de su vida, debido a la poca luz que pudo obtener de la Luna por las noches, en las que se dedicaba a escribir sus partituras bajo su luz, por la falta de medios económicos para poder comprar velas. Vivió al cargo de su hermano mayor.  Aunque hoy en día lo conocemos como compositor era más conocido durante su juventud como instrumentista de órgano y como magnifico interprete de canto. La familia Bach era extensa y se conocen unos 52 músicos, de los cuales algunos eran hijos directos de nuestro protagonista que fue prodigo en esa materia. Se caso dos veces y tuvo 20 hijos.

Graham Bell
Alexander Graham Bell (1847-1922) es conocido sobre todo por haber inventado el teléfono. Pero hay más. Invento el fotófono, el gramófono, un prototipo de pulmón de acero para respiración artificial, una balanza de inducción. Entre 1896 y 1904 presidió la Sociedad Geográfica de los Estados Unidos y desde 1898 la Institución Smithsoniana. Estaba muy interesado en la eugenesia, que consiste en la aplicación de las leyes biológicas de la herencia al perfeccionamiento de la especie humana o animal, llegó a crear una raza de ovejas muy prolífica.

Creo un curioso aparato-instrumento y que no le aporto demasiada fama: un detector de metales para el cuerpo humano. La idea surgió después de que le encargarán descubrir un método poco intrusivo para saber donde se alojaba la bala que había herido de gravedad en 1881 al presidente de los Estados Unidos (1831-1881) James A. Garfield. Pero al Presidente le sirvió de poco, si miráis las coincidencias de la fecha del atentado y cuando murió. La máquina funcionaba perfectamente, pero nadie cayó en la cuenta de que cuando le hicieron las pruebas estaba en su cama. Y las camas suelen ser metálicas y los colchones también. Como esto no funciono, decidieron hacerle una extracción por el método habitual de exploración quirúrgica y le crearon una infección generalizada, sepsis, que lo fulminó. Poco tiempo después, en 1887, fueron descubiertos los Rayos X y la máquina de Bell quedó obsoleta.

Pero como persona inquieta siguió dedicándose a alguna cosa en profundidad. En este caso se centro en las lanchas hidroplano y en 1919 cuando ya tenía 72 años estableció un récord de velocidad de 116 km/h Toda una proeza.

Alumbrado de Barcelona
Londres fue la primera ciudad del mundo en contar con sistema de alumbrado público que entro en funcionamiento en 1807. Su funcionamiento se basaba en mecheros de gas de hulla. En España aún tardaríamos un poco más, unos 74 años, momento en el que fue alumbrado el Paseo de Gracia en Barcelona por obra de Tomás Dalmau, en 1881, que instalo 15 lámparas. Si te interesa más puedes leer aquí como fue posible. Al poco tiempo se traslado la experiencia a la Puerta del Sol en Madrid. Las dos primeras ciudades españolas con alumbrado eléctrico fueron Jerez de la Frontera en Cádiz y Haro en La Rioja, en 1890.

Hay que recordar que en 1878, el profesor de la Universidad de Oxford, Erasmus Wilson, quiso pronosticar que:

En lo que respecta a la luz eléctrica, hay mucho que decir a favor y en contra. Creo poder afirmar que la luz eléctrica morirá con el fin de la Exposición Universal de París. Luego no volveremos a hablar de ella.

Pont de Notre-Dame
La costumbre de numerar las casas se inició, en el Pont de Notre-Dame de París en 1463. La modificación de hacerlo reservando los números pares e impares para ambas aceras de una misma calle fue una innovación surgida muchos años después en algunas ciudades de los Estados Unidos.
Alfred Velpeau
Un comunicado, un tanto desafortunado, en 1839, por parte del doctor Alfred Velpeau, francés para más señas, poco tiempo antes unos 7 años más o menos decía:

La eliminación del dolor en la operaciones quirúrgicas es una quimera. Es absurdo continuar investigando por ese camino. El bisturí y el dolor son dos palabras que estarán asociadas para siempre en la conciencia del paciente.

Hay que saber que aunque se utiliza de forma normal en cualquier hospital del mundo, hasta los mismos anestesiologos no tienen ni idea de como funciona esto, sobre todo porque se basa en la consciencia, un campo que todavía el hombre no domina. De hecho uno de cada entre 1.000/2.000 pacientes se despierta en la mesa del quirófano.

Un día de 1844, Horace Wells, un joven dentista estadounidense, decidió acudir a un circo ambulante que pasaba por Boston. Una parte del espectáculo se basaba en el óxido nitroso, el gas de la risa, y en todo lo que era capaz de provocar en los inocentes voluntarios. Algo inusual sucedió el preciso día en que Wells acudió: uno de los participantes tropezó mientras corría alocado y feliz por el escenario, y se hizo un profundo corte en la pierna. Fue entonces cuando ocurrió un hecho fundamental: lejos de detenerse o gritar, continuó corriendo y riendo poseído por el momento, como si nada hubiese pasado, como si el corte hubiese sido un sueño pasajero y de inmediato olvidado.

Goya
Francisco de Goya y Lucientes (1746-1828) es poseedor de unas cuantas lagunas acerca de lo que hizo en su juventud y su primera madurez. De lo que si tenemos certeza es que se enrolo en una cuadrilla de toreros que iba dando espectáculos por toda Andalucía. Viajo por Italia durante unos cuantos años hasta, que en 1774, lo expulsaron de la ciudad de Roma por saltar el muro de un convento para poder raptar a una muchacha de la que se había enamorado. Un fenómeno este Currito.
Cuerpo de Comunicaciones
En 1818, en la fase final de la I Guerra Mundial, el mando del Cuerpo de Comunicaciones del ejército americano comprobó que muchos de los mensajes cifrados eran detectados y descifrados de forma sencilla y rápida por el enemigo. En busca de una solución, el capitán E. W. Horner propuso que se utilizara el idioma de los indios choctaw, el muskogi. Buscaron y encontraron ocho indios que conocían esa lengua. Fueron asignados a la Compañía D del 141.° Regimiento de Infantería, que actuaron con gran éxito en la primera línea de combate.