17/06/2024

Los humanos somos una especie un tanto rara

Cuando el viajero inglés James Cook James CookJames CookWikipedia arribó a las islas Hawái, en 1779, los indígenas lo identificaron con LonoLono → mitología hawaianaWikipedia, el dios de la reproducción y el crecimiento de la naturaleza. Lono, llegaba cada año al final de un ciclo de ritos asociados a la fertilidad y era matado en un ritual para que los indígenas se apoderaran de su fuerza vital. Cook fue reconocido como Lono porque su llegada coincidió aproximadamente con la fecha del retorno anual del dios. La partida del explorador, que ocurrió casualmente en febrero, en concomitancia con la conclusión del ciclo ritual de Lono, reforzó la convicción de los indígenas. Sin embargo, una tempestad destrozó el árbol del trinquete del Resolution. Y Cook tuvo que volver para reparar la nave.

Explicación de donde se encuentra el trinquete en un barco de vela

Pero la reaparición de Cook-Lono representaba una dramática perturbación de la secuencia de hechos prevista por el rito. Los indígenas cambiaron repentinamente su actitud hacia el visitante; la violencia que estalló en toda la isla llevó a un enfrentamiento en el que el explorador falleció. Así se cumplió la definitiva consagración de Cook que, transformado en divinidad, entro a formar parte del panteón indígena.

EXPERIMENTOS CON BEBIDAS DE COLA
Las marcas lo que intentan es crear un «vínculo emocional» con sus clientes o posibles clientes. La fascinación con la marca tiene el poder de influir en los juicios sobre la calidad misma del artículo. En un experimento en los años 70, los participantes debían expresarse sobre la calidad de Coca∼Cola y Pepsi. Se les pedía que probaran «a ciegas», es decir, sin que pudieran ver la marca, un vaso de una y otra bebida. La mayoría de las personas no tenía dudas: el vaso de Pepsi era mejor. Sin embargo, cuando las marcas estaban a la vista y los participantes en el experimento eran conscientes de qué estaban bebiendo, casi todos los sujetos modificaban su juicio a favor de Coca∼Cola. Esto llevo a retocar la fórmula de la Coca∼Cola, ya que recibió un duró varapalo.

Pepsi vs Coca Cola

BOMBARDEOS SIN EFECTO
En 1939, el ministro soviético MolotovViacheslav Mijáilovich MólotovViacheslav Mijáilovich MólotovWikipedia convocó en Moscú a un representante de Finlandia para imponer a aquel país algunas condiciones onerosasOneroso, saDel lat. onerōsus.1. adj. Pesado, molesto o gravoso.. Se presentó el embajador PaasikiviJuho Kusti PaasikiviJuho Kusti PaasikiviWikipedia y Molotov le preguntó de cuántos soldados disponía si país. «Trescientos mil», respondió Paasikivi. «Y nosotros tenemos tres millones en sus fronteras», replicó Molotov.

Ostentando seguridad, en absoluto impresionado, el embajador finlandés observó: «Demasiados… para ser enterrados todos en nuestro territorio».

La aviación soviética empezó a bombardear Helsinki en noviembre de aquel año. La resistencia finlandesa sorprendió a la opinión pública internacional: la impertinencia de Paasikivi no había sido completamente injustificada. Su país, sin embargo, debió aceptar las condiciones de paz de la Unión Soviética en marzo de 1940.

ESTOS AMERICANOS
Los servicios de inteligencia estadounidenses han comunicado recientemente que durante los cuatro años de guerra en Irak se han creado más terroristas de los que ha eliminado. Para los millones de opositores a George W. BushGeorge W. BushGeorge W. BushWikipedia, la noticia es amargo motivo de satisfacción: «¿Acaso no os lo habíamos dicho? Era un desastre anunciado». Desde las apuestas deportivas, el mercado financiero o las relaciones personales, una vez se conoce el resultado, se tiende a creer que ya se sabía como acabaría.

Lo que llamamos «cordura del día después» no es más que el fruto inconsciente de una distorsión retrospectiva del juico. Un fatalismo inherente en el modo con que escrutamos lo que ya ha ocurrido, como nos indica el teólogo e historiador George FlorovskyGeorges FlorovskyGeorges FlorovskyWikipedia (1893-1979):

La tendencia hacia el determinismo está en algún modo implicada en el método de la retrospección. Retrospectivamente, percibimos una lógica de los hechos que los despliega de manera lineal según un esquema reconocible caracterizado por una presunta necesidad interna. Hasta el punto de que tenemos la impresión de que las cosas no habrían podido ser de otra manera.

Incluso hay quién recurre a la simbología para demostrar que una tragedia era inevitable y estaba escrito, previsto. Si tecleamos en el bloc de notas Q33NY en mayúsculas usando la fuente Wingdings, aparece esta secuencia de símbolos

Imagen del código secreto

que habría de leerse como un avión que se va a estrellar contra las torres gemelas, provocando una masacre con la implicación de Israel. Pero todos es pura casualidad.

ÉCHAME UN CABLE
EN PATREON

ESTA ECHO PRIMO