27/09/2023

La historia de LS-Studio, el mayor escándalo de pornografía infantil en la red

Alrededor de 1500 niñas posaron desnudas con una edad comprendida entre los 7 y los 14 años. Lo hicieron para una agencia que alimentó con fotos cautivadoras al público adulto donde la desnudez no siempre era el colmo de la lujuria y no había actos sexuales inmortalizados en las fotografías. El 28 de julio de 2004 cayó la mayor organización mundial de producción de pornografía infantil de la historia. Todo el material fue grabado entre 2001 y 2004 se viralizaba sin control a través de foros clandestinos y comunidades pedófilas de internet. Cayó el negocio, pero nació la oscura leyenda. La Deep web se convertía en una especie de templo de LS-Studio. Miles de adoradores de las niñas desnudas, crearon salas de discusión, vídeos tributo a las niñas y páginas de homenaje a aquel estudio. Se traficaba con las fotos y los vídeos. Las niñas se convertían en celebridades de los lugares más oscuros de la red. Todavía lo son. La mayoría de ellas no lo saben. Ls-Studios y el millonario negocio que ha alimentado a familias enteras.

Modelo posando para Alexander Chursin
Modelo posando para Alexander Chursin

La historia de Ls-Studios nos muestra el primer caso documentado en el que fotos profesionales han sido publicadas durante años en la red, pero también en revistas, y han «alimentado el apetito voraz» de fantasías de cientos de miles de pedófilos que las buscaban desde los más dispares puntos de la faz del planeta.

¿QUÉ FUE REALMENTE LS-STUDIO?
El proyecto de vida de Alexander Chursin, un fotógrafo veinteañero de Kiev con dos obsesiones: el modelaje/posado femenino y las niñas preadolescentes, preteens en el argot inglés. Allá por 1999 se agenció una cámara digital y empezó a convencer a niñas de su ciudad, con la única característica de no tener más de 14 años, para hacerles sesiones de fotos. Ucrania es un país pobre en el que el modelaje es una de las principales salidas profesionales femeninas. No le costó encontrar candidatas dispuestas a dejarse fotografiar y grabar e vídeo a cambio de 300 grivnas (aproximadamente 10 euros). Muchas veces contactaba con los padres de las crías, es más, familias enteras acompañaban a las jóvenes modelos a la sesión. Chursin las llevaba a su casa y les ponía música en un viejo radiocassette. Las niñas se desnuban al ritmo de la música, eso sí, a su manera y él mismo las grababa en maratonianas sesiones fotográficas como lo hacen sus colegas del entretenimiento sexual para adultos.

Única imagen de Alexander Chursin, justo el momento de su detención
Única imagen de Alexander Chursin, justo el momento de su detención

Empezaba el nuevo siglo e internet era un invento nuevo donde acudía gente de todo el mundo a hacer fortuna. Chursin probó subiendo aquel material bajo el nombre Alex Models. Los resultados fueron mucho más espectaculares de lo que esperaba. Enseguida empezó a recibir ofertas por aquel material, procedentes de internautas estadounidenses, canadienses y alemanes que pagaban muy bien por estos productos/imágenes exclusivas y, de esta manera, fue como Alexander consiguió la cantidad ingente de dinero. Mucho dinero, también, para las pobres jovencitas ucranianas y sus familias, que hizo que derivara en un nuevo negocio en su género, que aún se podía explotar mucho más y que el fotógrafo no dudó en aprovechar, utilizando como altavoz un anuncio en la televisión pública, detalle crítico, donde explicaba que necesitaba modelos y que pagaba 50 dólares por hora de posado. En ese mismo instante el dinero que generaba los desnudos infantiles se cuadruplicó y el fenómeno se catapulto, no solo gracias a las perversiones de sus clientes, sino también gracias a la colaboración de las familias de las niñas, que hacían cola para llevar a sus hijas al estudio del fotógrafo, a sabiendas de que seguramente posarían desnudas.

En dos años había amasado un buen patrimonio. Pero Chursin quería más. En 2001 decidió dar el paso definitivo para que aquel turbio hobby se convirtiese en un millonario imperio: expandir el negocio. Puso un anuncio en la televisión pública ucraniana en el que Alex Models pedía niñas de entre 7 y 14 años para sesiones de modelaje. Cientos de familias acudieron a la llamada, ignorando, o no, que sus hijas iban a ser grabadas desnudas. En todos los casos, las crías se iban quitando la ropa hasta quedarse desnudas. «Ese tío puso a unas niñas a jugar, las grabó y se hizo rico», resume John, un internauta norteamericano de los que ahora participa en foros tributo a aquel estudio. Chursin creo la base de su empresa que ganaba no menos de 1 500 000 de dólares al año y que empezó con una línea de negocio básica y luego pasó a crear verdaderas categorías profesionales de desnudos infantiles.

«LS-Studio era como un Playboy de niñas y también tenía una estructura de empresa, con un montón de trabajadores que rotaban a menudo», cuenta un alemán que fue suscriptor hasta 2004. Es conocedor a fondo de la historia de LS. «No me considero un pedófiloPEDOFILÍAAtracción sexual de la persona adulta hacia niños de su mismo o de distinto sexo.. No lo soy. Un cuerpo desnudo no es sexo. Aquí no hubo sexo en ningún momento. Ni siquiera las tocaban. Las niñas jugaban y se divertían», dice para justificar su afición a este material. Parece no querer reconocer que las niñas de las imágenes estaban desnudas y en poses claramente sexuales.Parece ser que muchos de los usuarios de este material pensaban lo mismo que Chursin, no era pornografía, era arte.

Cuenta la leyenda que el éxito de LS-Models fue posible exclusivamente gracias a otros dos socios de Chursin que no fueron procesados y cuyas identidades permanecieron siempre en secreto, ocultos de las miradas de la ley: un ruso, que aportó el capital para la empresa y un norteamericano, que habría sido el que consiguió la protección para el estudio; un supuesto personaje importante y con contactos en las más altas esferas, que evitaba que el estudio fuese siquiera investigado por la justicia. O eso es lo que cuenta la leyenda.

Pero algo sucedió a principios de 2004 que lo trastocó todo. Chursin empezó a ponerse nervioso y a reivindicar en los foros que él no estaba cometiendo delitos, que él hacía arte. Aseguraba estar tranquilo porque decía estar cumpliendo todas las legislaciones internacionales, sabedor tal vez de que contaba con algún tipo de protección extraoficial. Pero aquella protección se le terminaría acabando.

¿PORQUÉ SE INVOLUCRO EL FBI?
La policía ucraniana y el FBI dieron el golpe definitivo a su estudio. Realizaron redadas en tres ciudades ucranianas: Kiev, Kharkhiv y Simferopol. Cerraron el estudio y detuvieron a Chursin, que había amasado una fortuna. Le congelaron las cuentas y lo metieron preso en la cárcel. Le intervinieron millones de dólares y el Porsche.

Varias son las teorías sobre los detonantes de la operación aquel verano: la primera, la oficial, es que la policía llevaba mucho tiempo detrás de aquel caso y lo liquidó en cuanto el FBI les echó una mano. La segunda dice que en la última época de LS-Studio, Chursin contrató a un fotógrafo masculino que se sobrepasó con alguna de las niñas; la niña lo contó y desencadenó la tormenta.

evolucion_maya_poprotskaya_dasha

La tercera versión, la favorita de los conspiranoicos, habla de una pelea entre el presunto socio norteamericano y las altas esferas que le ofrecían protección. El motivo habría sido puramente económico. «No olvides que el anuncio buscando niñas salía hasta por la televisión pública ucraniana. Este caso no fue sólo Chursin. Hubo gente muy importante metida. ¿Qué pintaba el FBI en todo este tinglado? Igual fue un asunto de estado. O de estados. Pero nunca se sabrá», cuenta uno de los foreros que se apunta a esta teoría. El revuelo fue tan grande que la información sobre la operación la dio directamente el Ministerio de Interior ucraniano, por medio del jefe Vitaly Yarema. Agencias de noticias de todo el mundo se hicieron eco de la historia. Se suponía que la condena sería ejemplarizante dada la magnitud del escandaloso tema. ¿Resultado de la operación policial? El acusado fue liberado inmediatamente por una razón que no podríamos llegar a imaginar en toda nuestra vida. Muchos podríamos ver en cada modelo que posó para él LS-Studio a una de nuestras hijas. El caso es que ningún padre presentó una denuncia contra él, ninguna de las 1.500 familias quiso denunciar. Ni siquiera colaborar con la investigación. El mayor escándalo de pornografía infantil de la historia quedaba sin castigo.

LAS MODELOS HABLAN
De las 1500 menores implicadas, 15 o 20 son las protagonistas principales de esta historia. Las más habituales. Por el número de sets que protagonizaron y por la legión de seguidores que obtuvieron. Una de las más conocidas, cuyo nombre artístico era Dasha, la de la foto inferior, habló en 2014 sobre su experiencia en LS-Studio, diez años después del cierre del estudio. Lo hizo en un foro ruso y adjuntó a su declaración fotos de cuando posó para el estudio y otras actuales, para demostrar la veracidad de su identidad. La chica se llama en realidad Maya Poprotskaya, nació en diciembre de 1992 y vive en Kiev. Tenía 22 años cuando escribió la carta. Actualmente está casada y tiene una hija. Para poder vivir se dedica a hacer vídeos porno bajo demanda con su pareja que rondan los 200-300 €.

Aunque suene extraño, Maya dijo en su declaración que aquellos fueron los mejores años de su vida. Que nadie la tocó. Que aquello no le supuso ningún trauma. Que volvería a hacerlo y que, si tuviese las mismas garantías, permitiría a su hija de 3 años posar desnuda igual que lo hizo ella.

Maya Poprotskaya ya adulta, posando con su marido y con su hija
Maya Poprotskaya adulta, posando con su marido y su hija

Después de 5 años de actividad y un fondo de 3000 fotos por semana, Alexander Chursin es arrestado por el FBI. Lo que él llamaba arte, en opinión de autoridades internacionales, era una gran red de pornografía infantil, que no había sido desmantelada jamás sin saber porque, con 1500 modelos en sus archivos. ¿Quién había permitido que durara tanto tiempo?

A día de hoy, los modelos de LS-Studios son todas mayores de edad, pero sus rostros y cuerpos siguen siendo objeto de deseo de millones de pedófilos en la red oscura y no tan oscura. Sus fotos están todavía en línea en la parte más oscura de Internet y no sólo ahí. ¿Cómo sabemos esto? Simplemente porque hay muchos foros que todavía sacan partido del modelo de negocio de Alexander Chursin y también porque estas fotos son fácilmente reconocibles. Niñas del Este que posan según un patrón marcado por las líneas de producción fotográfica divididas de esta manera:

  • LS-Land, poses fotográficas clásicas de chicas.
  • Ls-Show, vídeos mientras bailaban.
  • LS-Magazine, donde jugaban juntas y hacían actividades diarias como dibujar o cocinar.
  • LS-Animal, donde estaban vestidas con trajes de animales.
  • Ls-Island fotos tomadas al aire libre en una isla donde Alexander Chursin llevó a las niñas modelos y muchas veces las retrató desnudas en la naturaleza.
  • Cualquier temática en las que las retrataba vestidas del oeste, motivos navideños, motivos veraniegos, espacio, princesas, superhéroes y más.

Según una investigación de la OSINT realizada por matricedigitale, todavía existe la presencia de contenidos en la parte de libre acceso de internet donde es posible llegar a estas imágenes a través de búsquedas no muy difíciles. Un usuario de Twitter, @Spy_Unkn0wn, nos ha informado públicamente de tres enlaces con dominios normales, uno de ellos incluso .org, que albergan las fotos de Ls-Studios. Lo que desgraciadamente es aún más desagradable es que en Twitter todavía hay muchos enlaces activos a directorios y torrentes donde se pueden descargar GB de imágenes.

¿TODAVÍA EXISTEN LOS ARCHIVOS?
Hasta 60 enlaces siguen activos y funcionaban en 2019. Hipervínculos que parten de perfiles de Twitter que se refieren explícitamente a LSMODELS o LSSTUDIOS con tweets escritos en diferentes modismos: desde el inglés al ruso, pasando por el japonés como se puede ver en la tabla publicada.

En conclusión, las aproximadamente 600 000 fotos en la red oscura y no tan oscura, en los servidores P2P abiertos y privados de torrent, y archivos subidos en la nube, con enlaces de pago por descarga directa y que representan hoy en día una reserva de placer desviado, a menudo gratuito, para todos aquellos que se sienten atraídos por las niñas, pero que al mismo tiempo desprecian la pornografía infantil. Con el tiempo, las modelos se han convertido en mujeres adultas, pero sus rostros han sido inmortalizados y las fotos todavía las convierten en leyendas en la parte más sórdida de Internet.

LA NOTICIA ORIGINAL
Si acudia a este enlace, podréis ver la noticia tal y como la dieron en el diario ruso PRAVDA en su momento. Os dejo la traduccción para que veáis lo escueto y simple que fue, para lo que suponía realmente.

Disfrazada como una agencia de modelos, la empresa alquiló un estudio en el centro de Kiev. Las autoridades ucranianas encargadas de hacer cumplir la ley han presentado recientemente una denuncia penal contra una empresa local que producía y distribuía pornografía infantil. Los investigadores determinaron que más de 1500 niñas menores de edad habían estado involucradas en el negocio de la pornografía ilegal.
El presidente del departamento de lucha contra los delitos de trata de personas, Mikhail Andreyenko, dijo a los periodistas el miércoles 6 de abril de 2005 que la investigación preliminar del caso había concluido. El tribunal exacto y la fecha de las audiencias no han sido coordinadas todavía.
El Departamento de Investigación Criminal del Ministerio del Interior de Ucrania detectó y neutralizó el grupo delictivo en julio de 2004. Disfrazado como una agencia de modelos de moda, el grupo realizaba fotografías y películas pornográficas con la participación de niñas adolescentes, de 8 a 16 años de edad. Los delincuentes cargaron las imágenes de vídeo y las fotografías en sitios pornográficos extranjeros. La policía ucraniana arrestó a los organizadores del «negocio de modelos».
Los criminales alquilaron un estudio en el centro de Kiev, la capital de Ucrania, en el que se realizaron sesiones de vídeo y fotografía, informa Interfax. La empresa ilegal tenía sus sucursales en otras ciudades ucranianas, Kharkov y Simferopol. Resultó que los criminales le decían a los padres de las niñas que sus hijos trabajaban en el negocio del modelaje. A las chicas se les pagaba de 10 a 40 dólares por una sesión de fotos.
Un portavoz del Ministerio del Interior de Ucrania dijo que la mayoría de los padres de las niñas sabían o tenían sospechas del «trabajo» de sus hijos, aunque nadie fue a la policía para denunciar el delito, dijo Interfax.
La llamada agencia de modelos existió durante tres años. La empresa anunciaba su actividad en los medios de comunicación ucranianos, incluidos los periódicos. Los ingresos mensuales de la empresa se estimaban en unos 100 000 dólares, según los investigadores.